lunes, 6 de octubre de 2008

MODELOS MUERTAS POR ANOREXIA Y BULIMIA


LUISEL RAMOS
El desfile soñado que terminó en una tragedia

Luisel Ramos compartía la pasarela por primera vez con su hermana Eliana; un paro cardíaco la mató a los 22 años

J. LYONNET y H. VAROLI










Antes de salir a la pasarela el miércoles sobre las 20 horas Luisel se abrazó con Eliana, su hermana menor. Se besaron y se desearon buena suerte. Era la primera vez que las hermanas de 22 y 18 años iban a desfilar juntas y estaban contentas.

Para Luisel, además, era un alivio llegar a la noche de clausura de la Semana de la Moda, que tanto trabajo le había dado organizar. Además de desfilar ella era la mano derecha de la productora y manager de modelos María Inés Rodríguez, cuya agencia convocó el evento de jóvenes diseñadores que se realizó en el hotel Radisson Victoria Plaza.

"Hizo una primera pasada y salió junto con todas las modelos de esa pasada" contó Jairo Berrondo, el novio de Luisel. Se retiraba hacia los vestuarios para cambiarse y hacer una nueva pasada. No llegó a ponerse el vestido diseñado por Natacha Ruth y la artista Vicky Barranguet para su segunda salida. Cayó cuando bajaba de la pasarela.

"Fue en un segundo. Pensamos que se había desmayado", dijo a El País Andrea Sheppard, que también estaba desfilando.
Ella intentó levantarla. La llamó una y otra vez por su nombre, pero Luisel no respondía.

"Qué mala suerte, se torció un tobillo", pensó un familiar de Luisel, que estaba entre el público y la vio caer.
Entre el público estaba el novio de Luisel, su madre y otros parientes. Al padre lo fueron a buscar después que la modelo se cayó.

"Vimos que no reaccionaba y no respiraba", contó Sheppard. Otra modelo -de nombre Micaela-, le hizo respiración boca a boca. No tuvo éxito.

El desfile se detuvo. Una persona de la organización salió ante el público y preguntó si había un médico. Una doctora se acercó a Luisel para reanimarla, hasta que llegó la emergencia móvil, minutos después. El SEMM demoró seis minutos en llegar desde que recibió el aviso. El hecho había ocurrido unos 15 minutos antes.
Según fuentes del SEMM, cuando los médicos llegaron Luisel había entrado en paro cardiorrespiratorio. Se le aplicó una medicación intravenosa y un masaje cardíaco.

También le aplicaron descargas eléctricas de 200, 300 y hasta 360 "shultz" para reanimarla. Por la juventud de la chica la intervención duró una hora y 20 minutos. Murió en el lugar. A las 21.15.

El público, cerca de un millar de personas, permaneció en el salón del hotel durante media hora, hasta que se anunció que el desfile se suspendió.
María Inés Rodríguez, responsable de la organización, no estaba ya en la sala. Según diversos testigos regresó en la madrugada: "como a las 2 de la mañana".

El cuerpo de Luisel fue retirado del hotel a la 1.30 horas de la madrugada del jueves, luego de la actuación del personal de la seccional 1ª y de Investigaciones. El juez Timbal dio pase a forense.

Según los primeros datos proporcionados a El País el miércoles de noche por personal de la seccional 1ª, el padre de Luisel, Luis Ramos, habría comentado que en los últimos días su hija "no se había alimentado bien".

Jairo Berrondo, el novio de Luisel, dijo ayer a El País que esto no es así. El martes de noche salieron con dos amigas y comieron pizza, muzzarella y fainá. "Nosotros tomamos cerveza, ella tomó Coca Light, como siempre", contó. El miércoles al mediodía también habían comido juntos, en un cóctel en la embajada de España. Ella se alimentaba bien, afirmó

DUELO. Jairo habló con El País en nombre de la familia. Luis y Elsa, los padres de la modelo fallecida estaban muy doloridos y prefirieron no hacer declaraciones. Luisel no tenía antecedentes cardíacos ni había sentido dolores o molestias antes del infarto que se llevó su vida el miércoles, aseguró Berrondo.

Ella no fumaba, no tomaba nada, sólo Coca o agua. Y nunca se drogó", afirmó. Jairo mencionó que el médico les dio "el ejemplo de un jugador de fútbol que se muere en la cancha".

Personas cercanas a la familia indicaron que hacía tiempo que Luisel estaba bajo mucha presión: "Venía al mango hace mucho tiempo por la organización, el martes desfiló y después se quedó armando más cosas para el miércoles. Terminaba y de noche repartía invitaciones para los desfiles. Mucho estrés y ansiedad para una gurisa joven".

Jairo dijo que "a ella le gustaba mucho lo que hacía, más la preparación que desfilar. Le gustaba tener poder de decisión y era la mano derecha de María Inés". Luisel trabajaba para la agencia de María Inés Rodríguez, con quien tenía una "íntima amistad", según sus compañeras de pasarela.

Autoridades del Radisson Victoria Plaza prefirieron no hacer declaraciones, pero otras fuentes indicaron que el hotel se puso a disposición de la familia y el equipo que trabajó con Luisel compartió el dolor de la familia.
"Era terrible mina, terrible compañera", dijo Jairo. El martes, contó, "a una modelo amiga de ella que no había sido elegida por los diseñadores le cedió `pasadas` que le tocaban a ella para que no quedara afuera"

Jairo y Luisel se conocieron hace 10 años y estaban de novios desde hace dos años y medio: "estábamos bien, estábamos re bien". Luego del deceso la familia se encontró con la sorpresa de que Luisel no tenía sociedad médica ni cobertura fúnebre.

"En el hotel fueron muy respetuosos, muy bien, y los compañeros y compañeras de la organización se quedaron acompañándonos", afirmaron los familiares.

Eliana Ramos, la hermana de Luisel, está haciendo una carrera como modelo en Buenos Aires. En 2004 fue elegida por Pancho Dotto para trabajar en su agencia.
Varias modelos consultadas por El País dijeron que Luisel no aparentaba estar mal de salud. Solo hablaron de ella como una compañera excepcional y gran profesional.

La autopsia realizada a la modelo Luisel Ramos concluyó que su muerte fue consecuencia de un ataque cardíaco. Teniendo en cuenta la edad de la chica, el juez Roberto Timbal solicitó análisis clínicos complementarios. Sus resultados estarán prontos en los próximos días.

Fuentes judiciales dijeron a El País que llamó la atención la muerte súbita de la chica, que apenas tenía 22 años.

Las afecciones cardíacas entre los jóvenes no son frecuentes, pero existen. Un antecedente fue en febrero de este año, durante el desfile de Llamadas. Andrea Mendoza, una joven de 19 años, murió de un paro cardíaco cuando se disponía a bailar en la comparsa Candonga Africana. Fue atendida en el lugar y derivada al Hospital Maciel.

Las afecciones se pueden ocasionar por alteraciones estructurales del corazón o eléctricas dijo a El País Fernando Kuster, jefe de cardiología de Impasa y docente de la Facultad de Medicina.

El doctor dijo que estas lesiones pueden ser cardiomiopatía hipertrófica (un corazón de paredes gruesas, que tiene mayor incidencia de muerte súbita) o una displacia del ventrículo derecho (alteración congénita, en la cual el ventrículo tiene un infiltrado graso).

Eso es lo que se encuentra en la muerte súbita de los deportistas", dijo Kuster. Más raras son las malformaciones de las arterias coronarias. "La muerte súbita es siempre eléctrica, pero puede tener alteraciones estructurales previas", agregó.

Las lesiones eléctricas se detectan en electrocardiogramas. Pueden ser producto, por ejemplo, de mala alimentación, derivado de la anorexia nerviosa "que favorecen arritmias y muerte súbita", dijo el doctor.

El sepelio de Luisel Ramos se lleva a cabo desde ayer a la hora 18, en la sala 5 de organización Salhón (8 de Octubre 4199) y será sepultada esta mañana a las 8.30 en el cementerio del Buceo.

Luisel: responsable y trabajadora

ANDREA SHEPPARD

"Era una chica responsable, que estaba en todos los detalles, no solo del desfile sino también de la producción; una excelente profesional", dijo la modelo, que cuando ocurrió la tragedia, quiso levantar a Luisel del piso después que se cayó. Sheppard recordó que Luisel "era divina" como amiga y una excelente compañera en el ámbito laboral. Como ejemplo, dijo que siempre estaba pendiente de la relación entre las modelos, para que estén unidas y no se peleen.

"Se preocupaba más por los demás que por ella misma", dijo. La modelo destacó la relación que tenía con su agente María Inés Rodríguez: "eran inseparables". Agregó que ella (Rodríguez) está tan impactada como el resto de las modelos.

KATHERINE MIKLASZEWICZ

"Yo la conocía porque trabaja como asistente de Maria Inés y desfilaba en sus desfiles. Una santa total, re laburadora, jamás hablaba mal de nadie, de esa gente sin maldad y aparte re joven. No puedo creer lo que pasó", dijo ayer la modelo a El País, antes de ir al velatorio de Luisel Ramos. Miklaszewicz recordó que "pasó igual con un amigo varón, que hacía básquetbol y hace nueve años le pasó lo mismo: muerte súbita". Katherine dijo que ella empezó trabajando con María Inés Rodríguez y la definió como "una mujer muy exigente, me hizo ser buena profesional, te machaca en las cosas pero a su manera ha conseguido mil cosas". Sobre las presiones del trabajo de modelo dijo que "estás a mil todo el día pero es un trabajo


ELIANA RAMOS
(hermana menor de luisel)
Se trata de la hermana menor de Luisel Ramos, quien murió el año pasado en pleno desfile. Se investigan las causas del deceso de la joven.
Trascendió que padecía "insuficiencias alimenticias" y que pertenecía al staff de Pancho Dotto
La modelo uruguaya Eliana Ramos, de 18 años, falleció el martes por causas aun no determinadas, unos seis meses después que su hermana Luisel, de 22, y también modelo, muriera de un paro cardíaco al bajar de una pasarela.
Eliana fue encontrada muerta el martes de tarde en su casa del barrio La Unión de la capital uruguaya.No ha habido informe médico de la causa de su fallecimiento, pero el canal 4 de televisión dijo que un dictamen primario indicó "muerte súbita", posiblemente por insuficiencias alimenticias.
Los expertos analizarán muestras biológicas de la modelo uruguaya de 18 años que murió de un paro cardíaco, tan sólo seis meses después de que su hermana, también modelo, falleciera mientras desfilaba en Montevideo.
Eliana Ramos falleció de un fallo cardíaco agudo mientras dormía, según confirmó la autopsia, que descartó que la joven padeciera algún tipo de transtorno alimenticio.
Tras la muerte de Luisel, Eliana fue sometida a una serie de estudios, pero no se le encontró ninguna anomalía, dado que, según afirman los médicos, la cardiopatía congénita que padecían las hermanas sólo se detecta a través de un análisis genético.
Su hermana mayor había fallecido a comienzos de agosto de 2006 durante un desfile de modas por un "paro cardíaco fulminante", según la autopsia que se realizó poco después.
"No se confirma que es muerte súbita todavía.
Estaba con la abuela y los padres estaban de vacaciones en el Este.
Sin embargo, Dotto aseguró a Télam que la chica "se alimentaba bien, era muy saludable y hacía deporte", al tiempo que consideró "un absurdo que se hable de anorexia o de bulimia en este caso"
Eliana Ramos, de 18 años, fue encontrada por su abuela sin vida esta tarde en su casa de Montevideo y la policía declaró que el fallecimiento se debió a causas naturales, ya que no se encontraron signos de violencia en su cuerpo.

Fuentes de la investigación citadas por el Canal Montecarlo TV indicaron que el cuadro primario es muerte súbita con alimentación deficitaria.

Su muerte puso en vilo al mundo del modelaje, ya que Eliana era la hermana menor de Luisel Ramos, una joven de 22 años que en agosto pasado cayó muerta cuando desfilaba en la pasarela de un hotel uruguayo."Para mí es la primera hija que se muere.

'El' tenía una relación bastante estrecha conmigo, siempre fue una chica muy correcta y agradecida", reveló Dotto a esta agencia en un diálogo telefónico desde Los Angeles, Estados Unidos, donde se encuentra por motivos laborales.

"Nunca tuvo problemas de alimentación.

Yo la conocía mucho. Estuvo este verano viviendo con nosotros en La Fontana -un predio de Punta del Este donde las modelos de la agencia Dotto pasan los veranos- y siempre comió muy bien", aseguró Dotto.

El empresario consideró "evidente" las muertes de las hermanas Ramos "se deben a un problema genético, y no de alimentación".

Dotto no se comunicó hoy con la familia de la chica, ya que los padres se encuentran de viaje "y se enteraron de la muerte de su hija por teléfono", explicó.
"Yo la conocía mucho, pasó los últimos cuatro veranos con nosotros en La Fontana", consignó el empresario.

Consultado sobre si en su agencia se practicaban análisis médicos a las modelos, Dotto adujo que "en ninguna parte del mundo se hacen análisis médicos a las modelos, eso es un absurdo".

"DOS HERMANAS VICTIMAS DE LA ANOREXIA Y BULIMIA"

Una familia destrozada en sólo siete meses. No parece que sea posible, pero esta historia es bien real. La modelo uruguaya Leticia Luisel Ramos tenía 22 años. El 2 de agosto del año pasado, alrededor de las 19.30, se desplomó sobre la pasarela mientras desfilaba por primera vez junto a su hermana, en la noche de clausura de la "Semana de la Moda" local: la autopsia afirmaría días más tarde que la joven murió por culpa de un paro cardíaco. Ahora, el mismo destino corrió Eliana, su hermana menor de 18 años, también modelo.

Mientras tanto, los padres de las chicas -quienes viven en el barrio obrero La Unión, en Uruguay- no entienden cómo en casi siete meses sus dos hijas, que recién habían ingresado al mundo de la moda, murieron por causas que resultan difíciles de entender en dos chicas de 22 y 18 años.

Luis Ramos abraza a parientes durante el entierro de su hija Eliana Ramos


Bellas, jóvenes y modelos. Así eran estas dos hermanas uruguayas. Eliana, a quien lamaban Elle , cumplió su sueño justo cuando se terminaba el de su hermana Luisel: desfilar juntas. Aquel día de agosto, después de hacer la pasada, Luisel cayó al piso delante de su hermana, al final de la pasarela, casi detrás del telón. Iba camino a ponerse el vestido diseñado por Natacha Ruth y la artista Vicky Barranguet, para su segunda salida. Los padres de las chicas, sentados en primera fila, creyeron que a “la nena” se le había doblado el tobillo en las escaleras, al final de la pasarela, del Radisson Victoria Plaza Hotel de Montevideo.


La familia se completa con otros dos hermanos mayores, hijos del primer matrimonio del padre, Luis Ramos. “Cuando Luisel hablaba de Elle, se llenaba de orgullo. La cuidaba y era muy protectora con su hermana menor, había cero competencia entre ellas”, aseguró la modelo Andrea Sheppard.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada